Relato Erótico de Zoofilia: Zoo al aire libre

¡PRUEBA LA NUEVA WEB: EROTISMOSINTABÚ!



Fecha: 2022-05-16


Zoo al aire libre


Autor: LAMASCOTA

Categoría: Zoofilia

De visita en puebla con unos buenos perros sementales. Hola amigos zoo de este canal, estrenamos pagina con contenido que no puedo subir a otras plataformas. Así que de regreso a contarles mis zoo-aventuras fui a ver a una amiga mia que conoci por telegram que vive en la provincia en un pueblo de Puebla venia yo llegando de Cancún y me fui directo a ver a la chica que hace mucho no la veía, así que me dispuse a pasar 2 días con ella. Ella vive sola en el campo y tiene enormes extensiones de tierra tiene diversos animales, bueyes, borregos y un sin fin de animales. Cuando llegue a visitarla pude observar que tenia dos perros bastante grandes y musculosos (mi fijación y por el momento no me atrevo a hacerlo con otros animales) no son de raza pero son muy obedientes. Mi amiga salió feliz a recibirme claro llegue de noche y solo le conté algunas cosas de mis amigos incestuosos en el edificio que rento departamentos y cosas que hago ya saben cosas triviales, venia con una de esas sensaciones de ir al huerto de noche y fantaserar un buen rato así que le pedí quedarme en alguna de las cabañas que rodean la casa, no le gusto mucho pero acepto. Me dijo cierra bien o mete a la casa a alguno de los perros no vaya a meterse algún naco del pueblo y se quiera aprovechar de ti, mmm que excelente idea. Metí a uno de los perros a la cabaña(el mas bonito) y cerré venia cachonda y no tendría que ir por una zanahoria tenia a un perrito para complacerme. Me bañe y me acomode en la cama me empecé a masturbar imaginándome a Manchas cogiéndome duro y a David mmm que rico me imaginaba su pené como me golpeaba una y otra vez hasta el fondo, mmmmmm, me estaba poniendo mas caliente a cada momento con mi mano tocaba mis labios vaginales, los abría y luego buscaba mi clítoris para frotarlo fuerte y rápido. Estaba excitada y cachonda y me fui por el perro, busque dulce o algo y al no encontrar que darle le deje que oliera y lamiera mis manos, estaban llenas de mis jugos así que el perro respondió. Me fui hacia la cama y me quede en la parte baja abierta de piernas el perro se puso a lamerme mmm, estaba ya caliente el perro parecía ya haber hecho esto lo hacia tan bien chupaba con gran maestría que me imaginaba como se lo hacia a mi tía mmm y mas me moje eso pareció gustarle mucho porque el perro introdujo su lengua dentro de mi vagina, mmmm. Sobre mi mente perversa y quizás piensen que enferma en ese momento no pensaba en otra cosa mas que no fuera que me follase ese trozo de carne tan grande y gruesa. Coloqué al perro sobre mí, tomé su pené con una de mis manos, la sentí superdura, lo acerqué para que me penetrara pero nada mas logré que con la punta rozara mi vagina, mmmmmm.


¡PRUEBA LA NUEVA WEB: EROTISMOSINTABÚ!


¿Qué te parece el relato?