Relatos Eróticos de Fetichismo


¡PRUEBA LA NUEVA WEB: EROTISMOSINTABÚ!


Cartoneros me violan delante de mi hijo

2022-05-05


Me había prometido a mi misma que desde esa noche no llevaría a ningún hombre o no me dejaría follar si mi hijo estuviera cerca mío. Pero me terminan violando unos Cartoneros asquerosos. Al otro día cuando amaneció me dolía todo el cuerpo por las variadas posiciones sexuales que hicimos con Franco. Sentía mi culo que me ardía por los pollasos que me dio por el culo y mis nalgas estaban coloradas de las nalgadas que recibí. Pero me sentía relajada, en definitiva fue un sexo salvaje y violento pero me gustaba. Cuando me bañe y salí cambiada mi hijo estaba en la mesa sentado con una mirada gacha mientras comia su cereal. Yo al observar esto, se me llenaron los ojos de lagrimas por haber perdido esto, así que me seco las lágrimas y me siento para hablar con él. Yo: corazón…esta todo bien? Hijo: eh, si porque preguntas. Yo: porque te noto triste Hijo: mami anoche que fue lo que paso realmente? Yo: me hicieron masajes Hijo: y porque ese hombre te estaba insultado. Yo: que escuchaste? Hijo: te estaban diciendo que eras re putita. Yo: bueno eso no lo repitas porque es una mala palabra. Yo: que más escuchaste. Hijo: te dijo que eras una zorra fácil y vos decías que si, que eras una zorra barata. Que significa eso? Yo: me quede helada y antes de que me largue a llorar me levanto de la mesa me doy la vuelta y le digo: Yo: hijito no es nada malo, lo que te pido es que todo lo que escuchaste no le digas a nadie y no lo hables con nadie si? Hijo: si, ni si quiera con los profesores? Yo: SI, EN ESPECIAL CON LOS PROFES Hijo: bueno, pero igual no me gusto que te hallan hecho esos masajes, eran raros. Yo: no va a volver a pasar delante tuyo te lo prometo. Cuando pasó la niñera para recoger a mi hijo y llevarlo a la escuela yo me bañaba mientras quedaba mirando a la nada, estaba ida, de momentos me preguntaba qué estaba haciendo de mi vida y otra parte de mi que es la que me dominaba se decía, te gusta no? Ser una zorrita barata. Cuando salí del baño lo primero que hice fue entrar en la computadora e ir a la página del unicenter ( que es un shopping gigante) para comprar dos entradas para una película. Yo: voy a compensar a mi hijito, haber si se olvida de paso. Pobresito Cuando veo los lugares para reservar vi que todas las salas estaban llenas en varios horarios. Hasta que me voy al último horario que es de 11 de la noche hasta la 1 de la mañana. Y veo que hay poca gente así que decido elegir ese horario. Cuando llego mi hijo de la escuela le comente la situación y se puso contento así que luego de que hiciera la tarea, y cenaramos nos fuimos para el shopping. Se acercaba el invierno y ya los días eran más cortos y más fríos así que sin intención de vestirme provocativa debía ponerme ropa calentita ya que hacia mucho frío y más al anochecer, así que lamentablemente sin que yo quisiera me puse mi calza negra ajustada sin cinturón, unas botas de terciopelo negras que me iban por los tobillos, una remera mangas largas de algodón color bordó y ya que tampoco tenía abrigos largos opte por ponerme una chaqueta negra de terciopelo que me había comprado y no tenía oportunidad todavía de probarme. Yo sin querer me miré en el espejo y vaya que estaba vestida con una zorra, me calenté un poco pero el frío de la calle me bajo el calor que tenia. La película trataba de una bella y hermosa mujer que vive en un mundo donde la pobreza había aumentado, estaba llenos de vagos, Cartoneros, hombres comiendo de la basura y yo sin darme cuenta no preste atención que tenía escenas bastante sexuales. Hasta que en una escena final de la película, la protagonista pasa por un callejón sucio a la mitad de la noche, y cuando camina por aquel callejón se topa con 5 vagabundos que comían de la basura y la terminan no sólo asaltandola, sino que terminan manoseandola y abusando de ella, obviamente no mostraban algunas escenas, la protagonista se da por vencido y termina por entregarse a esos vagos, hasta que salta la película a 2 años después, con la protagonista con un hijo en sus brazos y en un departamento feo en alguna parte fea de New York. Pero conservando al bebé producto de su violacion. La verdad que no era una comedia como decía en los carteles, las pocas mujeres que salían de la sala todas convencidas de que había sido un asco esa escena. Pero para mí fue sorprendente, tanto que movía mis piernas y acariciaba mis muslos. Estaba super cachonda de esa escena, tanto que quería buscarla en Internet y masturbarme. Al salir del shopping, veo el reloj y marcaban la 1 y 10 de la madrugada, no había ni un alma en la calle, pasan muy pocos autos. En ese momento me pregunté como llegaría a casa ya que no tenía dinero para taxi. Así que recordé que el colectivo que me llevaba a casa tenía turno de 24 horas pero la parada queda muy lejos de allí y no era una zona agradable para caminar hasta allí, pues había muchos terrenos abandonados y casas en ruinas deshabitadas. No tenía otra alternativa así que debería caminar aquel barrio solitario. Caminamos unas 5 cuadras y ya los autos no pasaban, no había gente caminado por las veredas, no se escuchaba nada a su alrededor. Debido a que ese barrio era tan desolado había poca gente viviendo allí, y la gente que vivía era más que nada Cartoneros o hombres sin familia, personas que había sido rechazado por la sociedad y que vivían solos. Era uno de los barrios más peligrosos de la zona, pero no por robo o porque vendían sustancias ilegales, sino porque las personas que pasaban y no eran de allí eran violadas y la policía no se metía en el barrio, en definitiva el que pasaba por allí estaba solo, sin ayuda. Yo al recordar todo eso mientras nos acercabamos a la entrada de barrio que se llamaba el desértico, mi corazón latía muy fuerte por dos motivos, la primera por el miedo de que es lo que podría pasar ya que estaba con mi hijo, y la segunda es que se me venían a la cabeza las imágenes de la película que fuimos a ver. Que pasaría si una mujer tan guapa y tan buena de cuerpo vestida con ropa ajustada y provocativa pasará por allí. Mientras entrábamos al barrio yo le decía a mi hijo que me diera la mano y que posiblemente hombres me dijeran cosas al pasar pero que no se preocupara porque no nos harían daño. Lo malo de todo esto era que el barrio era bastante grande y tardabamos en salir. Cuando seguimos caminando a paso algo ligero pues no podía caminar más rápido por mis botas de tacón que resonaba, por la vereda veo a un hombre barbudo que camina por nuestras vereda y desde lejos no me saca la mirada de encima. Cuando el hombre pasa por al lado, siento una nalgada muy fuerte que me deja ardiendo. Provocandome que me acaricie la nalga de la picazón y ardor que me produzco. Hombre: guau que culo pedazo de puta, se nota que queres que te lo rompan zorra Hijo: mamá, porque te pego ese hombre? Yo: nose, solo sigamos. Hijo: y porque te dijo eso? Que significa Yo: nose Sebastian solo sigamos si? A medida que pasan hombres me insultan muy vulgar y otros me nalguean o me aprietan la cola. Yo cada vez me sentía más caliente, me gustaba que me acaricien, me aprieten y me nalguen la cola sin total descaro y más por esos hombres que de seguro estaban más que deseoso por follarme. Cuando pasamos por una casa donde un señor algo mayor estaba fumando vaya a saber que, el señor se para de donde esta y rápidamente sus manos empiezan a apretar cada una de mis nalgas mientras me decia: ay zorrita, que culito mi amor esas calzas tan ajustadas mmmm. Oye hijo mio queres tener un hermanito porque te lo puedo dar jaja. Yo: salga de acá degenerado. Cuando lo empujó y lo aparto de mi cuerpo siento que mi vagina la tenía mojada, sabía lo que me estaba pasando, estaba muy cachonda. Cuando le vuelvo a agarrar la mano a mi hijo lo miro y pude observar que estaba asustando. Yo: no te preocupes no va a pasar nada si? Hijo: si mami, pero tengo miedo de que te hagan algo. Yo: no me van a hacer nada tranquilo. Seguíamos caminado, ya a un par de cuadras podía ver que estábamos por salir del barrio pero acá viene la parte de la violacion. Pasábamos por un terreno baldío donde había montañas de basura tirado, ya desde la distancia se podía oler un olor a podrido y agua de cloaca, cosa que a mi me encantaban esos olores fuertes. Cuando vamos llegando al terreno, escuchamos voces que se hacían más fuertes mientras nos acercabamos, pude ver 4 carros de Cartoneros y dentro se ve que guardaban comida en mal estado, cartones, metales para vender entre otras cosas. A medida que nos acercabamos el ruido de mis botas de tacón se ve que alertó a los vagos que estaba allí porque se escuchaban que decían que hicieran silencio para escuchar bien. Mi corazón latía muy fuerte, y más piernas no me respondían de los nervios, sabía que podrían violarme pero enfrente de mi hijo, espero que no, no quería. Cuando pasamos el terreno veo que había 4 cuatro hombres todos con ropas rotas y sucias, uno veía que estaba comiendo algo sentado en la basura, otro estaba rompiendo bolsas con sus manos, otro estaba tomando agua de la zanja y el otro salió del terreno y se dirigía hacia mi. Yo de los nervios que tenía mis piernas no me respondían y cuando uno de los Cartoneros se me acerca me paralizó y me quedo parada, mientras sentía como mi hijo tiraba de mi mano para que nos vayamos. Yo estaba tan asustada y excitada por todas las situaciones que acababa de vivir que cuando quedamos enfrente del cartonero sucio enfrente nuestro no supe que hacer o decir. Yo: que es lo que quiere basura Cartonero: uff, mi amor pero que buena estas, y con esa ropita. Mmmmm. Hijo: no le hables así a mi mamá. Cartonero: epa, es tu hijo? Pero que carácter. Cartonero: che pendejo quisieras que tu mami y yo te hagamos un hermanito? Jaja Yo: basta, no le hables así a mi hijo. Cartonero: ufff, que yegua tan potente. Cartonero: pero que cuerpo, que hermosura. Sabes lo que los hombres darían por estar con una zorra como vos? A medida que me degradaba con sus palabras este caminaba en círculos rodeándome como una presa frágil. En un momento el cartonero se me puso atrás mio y hablándome en el oído me decia: haber cachorrita quisiera saber si sos virgen de acá. De pronto mientras sentía su aliento en mi oído el cartonero pasaba un dedo por toda la raya de mi culo y se detuvo en mi ano. Empezaba a puntearme con su dedo sucio en mi ano y sintió que no lo tenía cerrado. Mientras seguía metiendo y sacando su dedo me hablaba. Cartonero: guau, no sos virgen de acá putita, osea que sos una yegua que se la culearon ya. Yo: oigame no voy a permitir que me toque. Cartonero: o que, que vas a hacer. Queres verte como matamos a tu hijo a golpes y después te violamos o preferis que dejemos a tu hijo tranquilo y vos te ofreces a entregar tu cuerpo a nosotros. Yo: basta por favor. No le hagan nada a mi hijo. Haré lo que quieran. Cartonero: bien zorra entonces veni con migo. Mientras caminábamos hacia el grupo de vagos el cartonero me abrazaba con su brazo y posaba su mano en una de mis nalgas mientras no paraba de estrujarla y pellizcarla. La verdad que la sensación de estar siendo manoseada en mi culo sin disimulo me agradaba, la verdad que me sentía cachonda. Que no me toquen la vagina porque se darían cuenta que estaba húmeda. Mientras tanto yo le explicaba a mi hijo lo que sucedía. Yo: hijito, para que no te hagan nada y nos podamos ir debo hacer una cosa con ellos. Hijo: pero que cosa, porque te toca la cola? Yo: no te preocupes vos no escuches tapate los oídos porque por ahí escuches ruidos raros si? Hijo: como los del otro día? Yo: si, y es posible que me digan cosas que vos no tenes que repetir. Cartonero: eso pendejo, vos escucha a la zorra de tu madre que tiene razón jaja. Mientras nos acercabamos al grupo el cartonero les gritaba a sus amigos y mostraba el trofeo que traía. Una vez dentro del terreno baldío lleno de basura todos hacen una un círculo alrededor mío y no paraban de mirarme e insultarme. Con mi hijo en el centro del círculo estábamos asustados mientras escuchaba la cantidad de cosas sucias y asquerosas que me iban a hacer. En eso el cartonero le dice al resto: compañeros, que les parece si llevamos a la zorrita a nuestros aposentos para violarla por horas. Yo: no por favor mi hijo tiene clases mañana. Cartonero: callate perra. En eso siento que me da una fuerte nalgada que me dejo ardiendo. Cartonero: vos acá no mandas puta te quedo claro. Hijo: no le pegues a mi mamá. Cartonero: vaya, míralo al pendejito. Además no te preocupes que a tu mamita parece que le gusta. Ahí empezaron a reír todos mientras el cartonero me empezó abrazar nuevamente con su brazo y con una mano en mi culo. Íbamos caminando hacia unos metros adelante que entre los pastos altos y montañas de basura había una casa chica de dos pisos, esta se veía que era ladrillo estaba bastante quemada y llena de grafitis, no tenía ventas solo maderas clavadas para que no entrará la luz, mientras íbamos entrando todos los vagos me acariciaban, me tocaban me pegaban me hacían de todo, yo ya estaba como una pava, bien caliente. Cuando entramos, uno de los Cartoneros se fue con mi hijo y lo encerró en una habitación de la planta baja. Lo único que escuché decirle es que se intente dormir porque estaría toda la noche. Luego de eso los Cartoneros y yo subimos hasta el segundo piso y ahí entramos a una habitación bastante amplia donde solo había un colchón sucio y roto y un baño que no tenía puertas y se veía y se olia las porquerías que hacían allí, las condiciones en las las vivían era infrahumanas, se sentía el olor a excremento y orina del baño. Mientras se escuchaba como la traban la puerta y quedamos los 4 cuatro Cartoneros y yo dentro. Sin aviso y sin esperar todos se me lanzaron, sentía muchas manos manoseandome por todo el cuerpo, dos de ellos me besaban por las piernas mientras alababan las calzas ajustadas que tenía puestas, los otros dos me estrujaban el culo, me lo besaban, luego entre todos me besaban por mi vagina, mis tetas, chupaban mi cuello. Todos esto mientras escuchaba a mi hijo gritar encerrado en aquel cuarto. Yo: hijo no te preocupes todo va a estar bien, esto lo hago para que no te hagan daño mi amor. Ahhhhh por Dios violen me de una veces animales. Todos los Cartoneros, me sacaron las ropas luego de besarme por encima de ellas y quedando desnuda todos se me volvieron a prender como mosquitos. Todos me manosaban me masturbaban, me nalgueaban hasta me besaban en la boca y el hedor me estaba excitando muchísimo y nos besamos con lengua. La noche transcurría y uno por uno se turnaban en violarme cuando completamos la ronda y ya todos habían pasado por mis dos agujeros, yo estaba en aquel colchón sin poder moverme de lo cansada que estaba, tanto mi culo como mi vagina estaban abiertos y llena de leche, mis nalgas estaban coloradas. No tenía fuerzas, me sacaron tantos orgasmos y me sacudieron tanto que estaba muy cansada. Cartonero: como gozaste puta eh jaja, mírate como estas. Te portante muy bien, te vamos a soltar pero antes quiero hacer algo con vos. Yo: que queres ahora? Cartonero: gatita, me encantó enterrartela en la vagina y llenarte toda pero me gustaría la última ronda para mi. Yo: si me cojes por la vagina me puedo ir? Cartonero: si hermosa. Yo: bueno dale. Con las fuerzas que me quedaban me levanté y el cartonero mientras me agarraba de la mano me guió hasta el baño que estaba todo lleno de caca y pis, se olia muy feo. Cartonero empinate que quiero follarte aquí y que sepas lo que sos, un pedazo de caca que solo servis para metertela y descartarte perra. Yo: ahh ahhh ahhhh por Dios me vengo me vengo no puedo más. Mientras me jalaba el pelo con una mano y con la otra me apretaba una nalga el cartonero me insultaba y me mordía la oreja. En eso entra otro cartonero con mi celular mientras me grababa. Yo trataba de tapar mi cara pero el cartonero que me follaba me tomó de las muñecas y no me podía mover mientras me seguía violando y diciendo cosas degradantes al oído. El cartonero que me estaba grabando me acariciaba el pelo y mis mejillas mientras me filmaba directo a la cara yo no podía ocultar mi cara de placer porque estaba llegando a otro orgasmo de los varios que ya tube. Yo: ahhh ahhh basta por favor ahhhhhh. Cartonero: te gusta eh? Zorra barata, miren a esta perra, lo hermosa y lo buena que está esta siendo follada por unos vagos feos jaja. Cartonero 2: sabes que podemos hacer. Cartonero1: no? Cartonero 2: se lo podemos pasar a todos sus contactos y subir el video a Internet. Cartonero1: pero que gran idea, que se den cuenta lo que puta que este pedazo de basura. Yo: NOOO, POR FAVOR BASTA DEJENME YA ME FOLLASTE, ME DIJISTE QUE ME IBAS A SOLTAR. Yo ya estaba llorando, que pensaran todos sobre mi, mi familia, mi amigas, los grupos en los que estaba, y en ellos estaba el grupo de padres del colegio de mi hijo. De solo pensarlo no podía dejar de llorar, ahora si mi vida se iba a destrozar y todo por mi culpa, me sentía culpable porque nunca debí caminar por allí. Cartonero: yo se lo que te hará mejor zorrita otra buena cogida. Me dio vuelta y mientras me comia la boca me la enterró hasta el fondo y yo mientras lloraba ya sin poder hacer nada me agarre su huesuda espalda y con mis piernas me aferre a su cintura. Mientras el cartonero decía cosas al oído para que repita sino a mi hijo lo matarían. Justo cuando llego el otro cartonero con mi celular para grabar un último video. Y mientras me violaba me decía que repitiera lo que el me dijo. Así que mientras me grababa decía en voz alta que soy una madre zorra, que me gustan los hombres feos. Cartonero: que más? Yo: no valgo nada, ahhh ahhh, me gusta que me violen y vestirme como puta ahhh me vengo me vengo. Cuando dejo de grabar el otro cartonero y nos dejo solos, quedamos pegados mientras descargaba su semen en dentro mío. Mientras tanto el cartonero que tenía mi celular, no solo lo había subido a Internet y mandado a todos mis contactos, sino también que había puesto mi número de celular diciendo que me gustaban los hombres feos, que me traten mal y que lo único que me gustaba era ser una zorra y vestirme para provocar. Mientras ambos Cartoneros salían de la habitación para que me vistiera yo estaba tirada en aquel suelo sucio llorando y sin fuerzas. Habrán pasado 10 minutos entre que me vesti y baje. Estaban los 4 Cartoneros que me violaron por horas y mi hijo que había llorado. Cuando bajaba renga por las folladas no solo por la vagina sino por el culo todos me aplaudían y me gritaban obscenidades. Me devolvieron mi celular y no paraba de vibrar. Me estaba llegando mensajes de cualquier tipo de hombres, había más feos que otros, y me insultaban, otros veía que me mandaban fotos de su polla y otros me mandaban mensajes sucios. Cartonero: bueno cachorrita, espero hacer un favor, ahora si que vas a tener muchas citas. Jaja Cuando salimos de allí vi que eran las 5 de la madrugada. Yo: me violaron por 4 horas sin parar pensaba yo. Mi hijo y yo no dijimos ninguna palabra en todo el viaje a casa. Cuando llegamos, me dijo que no quería ir al colegio. Me fui a bañar y a acostarme. A las horas, a eso de las 10 de la mañana cuando me desperté en el grupo de la escuela había todo tipo de burlas hacia mi, de todos menos de mi única amiga valeria. Aunque decidí por salir del grupo. También tenía mensajes de mi madre y mi padre que me decían que tenía que ir a una psiquiatra, que soy una vergüenza. Ese día no quise hacer nada, es más para colmo me sentía cachonda por la violacion que me habían hecho. Mientras lloraba en la cama me tocaba mi cuerpo mientras me maldecia a mi misma. Esto aunque no lo crean fue basada en hechos reales y en el próximo relato no habrá mucho contenido sexual pero es clave para entender lo que va a suceder después.

Autor: DIVORSIADASEXY Categoría: Fetichismo

Leer relato »

Oler bragas de mis vecinas 3

2022-04-29


Hoy le contaré una historia que fue real con una flia que vino de visita a la casa de mi suegro. . relato oler bragas de vecinas 3: Buenas tardes aquí de nuevo contandoles historias reales que paso en mis epocas. Un día fuimos a visitar a mis suegros porque le habían llegado visitas de otros lados y fueron alojados en su casa como devolución de gestos ya que mi suegro había ido antes al domicilio de la visita. Nos presentamos una familia común constituida por matrimonio con una hija de 14 años muy linda, desarrollada y con un gran cuerpo para su edad. La mire en todo momento, imaginandome lo que siempre me gustaba hacer; oler sus prendas interior, más preciso las tangas. Así que pasamos un lindo día de asado y empanadas. Yo había percatado que la niña se había bañado después del viaje y teóricamente habrían dejado la ropa sucia en lavadero, porque no había ropa tendida en el lavadero, asique espere a la siesta para revisar y hacer lo que me apasiona oler bragas y tangas usadas de sus dueñas. Almorzamos muy en flia, contándonos las costumbres de los respectivos lugares de residencia, yo en vez de encuando la miraba a la dulce bebe de 14 añitos, imaginandome como sería su vagina, a travez de su ropa cual tenia estructura muy rellenita y con una piel blanca excitante. Llego la hora donde ya se habían acostados todos yo me dirijo al baño, continuó estaba el lavadero. Revisando logre mirar que habían tanga, calzoncillos, polleras chicas y grandes. La de la niña era pequeña muy bonita, blanca con unas flores bordadas en el elastico. En su refuerzo donde asienta la Conchita estaba manchada con sus jugos vaginales y algun día con la sangre de menstruación. Se me paró el pene, porque me puse olerlas muy detenidamente, se mezclaron con algún perfume personal que usaría, su olor era tan persistente que me vinieron unas ganas de masturbarme y pasarla por mi pene, sobre en el refuerzo mencionado y tratar de depositarle mis fluidos seminal. Comence a frotar con rapidez sobre esa disminuta y sabrosa tanga. Siempre imaginandome de la figura y sus olores de la niña hermosa cual le había dado un beso sobre su mejilla al saludarla cuando la conocí por primera vez. Con gran excitación que le deposite toda la leche en ese calzoncito bello marchándose con mis jugos después las envolvi nuevamente dejándole en el mismo lugar, para que no se den cuenta. Pero quería revisar su valija o bolso que estaría dentro del dormitorio aunque era arriesgado. Me podia atrapar y pensarian que le estaria robando y esa no era mi intención. Esperando la ocacion y a la noche sería lo apropiado, se organizó una salida al centro para pasear y conocer eso demoraria más de dos horas yo ofreciendo a quedarme para cuidar la casa. Allí tendría tiempo de urguetear todo. A penas se fueron me asesore que no volvieran por si se olvidaran algo, aparte le puse llaves y traba a la puerta de entrada por las dudas. Les revise cada una de sus prendas eligiendo las de la niña eran hermosas y perfumada, me hise un pequeño obsequio, sustrajendole una y llevarla a mi casa, dado que se había traído como 3 docenas de muda y no se daría cuenta. Pero mi intención es que en mi casa tuviera todo el tiempo de masturbarme y disfrutar con este exquisito regalo, la regue en muchas veces con mi esperma. A los días había tomado un olor a pescadito, a pesar que las tendí al aire libre, para que no se olían tal mal, al tenerlas en las manos, al menos que se llevaran a la nariz y darse cuenta del olor afrecho. Pensando que antes de regresar ellos a su hogar, tenía que reponerla al mismo lugar donde la habia sacado. Me imaginaba ya coloda esa prenda antes que viajaran, pense en buscar la forma de asercarmele para persibir si despedia tal olores, con solo saber que podian mesclarse mis olores con de la de esa tierna y pulcra niña. Cuando la fui a saludarla despues de darle un beso, hise que se me caia un pañuelo y al agacharme le salio un olor muy parecido al despues de cojer y no hegenizarse y se intensificaba mas por sus pergumes que usaba. Espero le haya gustado. Pongan sus comentarios califiquen y si quieren mandar a mi correo con gusto le contestaré [email protected]

Autor: JUANCHO72 Categoría: Fetichismo

Leer relato »

OLER BRAGAS DE VECINAS 2

2022-04-26


Sustraer prendas interior de vecinas y olerlas es mi pasión recordar cada prendas de mis lindas vecinitas. . OLER BRAGAS DE VECINAS 2: buenos días queridos lectores hoy continuaré con mis relatos de este vicio y obsesión que me eh hecho adipto. Como les conté en el anterior relato. Había una nueva vecina muy bella y trabajadora, alquilaba la casa continua cuando se estaba cambiando le dimos la bienvenida al barrio y me ofrecí a ayudar con la bajada de la mudanza para que ella se sienta en confianza y la amables que éramos. Como era soltera no tenía muchas cosas pero tenía que colocar el termotanque y el aire acondicionado por ser técnico le dije que se lo colocaría sin ningún compromiso. Mientras tantos entrábamos en confianza le coloque todos los electrodomésticos y quedamos como amigos de confianza. Me contó de su vida yo la mía. Que era enfermera y que trabajaba mucho y le daba miedo estar sola asique le Di mi nro teléfono por cualquier cosa y le dije que este trankila que yo siempre estaba en casa y más por las noche. Mi intención era que me tomará confianza. Una vez entró a trabajar turno mañana y me pidió si le podía recibir un lavarropas que se había comprado y le dije que si. Y también me ofrecí a instalarselo y me dijo que si no era mucha molestia, le dije faltaba más y cuando llegue ya iba estar funcionando para que pueda utilizarlo. Solo que me tenía que dejar las llaves. Cuando vino a la noche se llegó a casa a retirar la llaves y me dijo que cuanto le debía por el trabajo. Yo había comprado material para la instalación sólo le pase la boleta y la mano de obra era sin cargo. Me agradeció mucho y también aproveché como venía muy tarde le había dejado las luces prendida para que cuando llegue no entre a las oscura. No sabía como agradecerle y le dije que es para que no este preocupada que ella siempre va estar acompañada con nuestra amistad. Y le dije que si ella tenía confianza para dejarme las llaves sea cualquier turno así le veía y le cuidaba la casa. Diciéndome que no quería aprovechar la confianza y le respondí de ninguna manera igual si ella quería que le hiciera algún trabajo en la casa que me lo comunicará que lo haría con gusto sólo le costaría los materiales usados. Pasó un tiempo y me pregunto sino no salía de vacaciones y le dije que no por el momento; por? Ah porque me iba a tomar unos días un viaje a las cataratas y necesitaría que me vean la casa. Siii!!! Dale con gusto y cuando quiera. Ok.. ya le avisaré. Aunque entraré de turno nocturno le dejo la llave antes de irme. Ella me había habia tomado confianza asique que me iso un duplicado para que no me este momestando cada vez que se iba, solo que le pedi cuando ella regrese siempre o cuando se valla a trabajar o de viaje que me mandara un mensaje para saber que ella no estaba o estaba en su casa, para no alarmarme si escuchaba ruidos por seguridad que fuera otras personas ajenas. Ella suempre agradecida por todo lo que hacia, asique siempre me traia algun presente. Llego en día que salía de vacaciones, me dijo vecino mañana sera el ultimo dia de trabajo y llegare me cambio preparo la valija y salgo para el aeropuerpo yo le mandare mensajes. Asique me despedi de ella con un beso el primero desde que nos conocismos un rico perfume me dejo en el rostro a una mujer muy aseada y pulcra una piel hermosa. Al día siguiente me desperté y había cuatro mensajes de la vecina. Pidiendo disculpa que se había retrasado el relevo y tubo que salir apurada porque no hacía tiempo para ir hacer el CHECK IN. Asique mil disculpa por el desorden que había dejado, me llegó otro mensaje con un selfy de ella dentro del avión y volvería en 15 días. Me levanté y me imaginaba que iba tener tiempo para observar sus placares u comodas de su casa buscando sus prendas interior femeninas, aunque me imaginaba que se llevaría mudas como para 5 días. Cuando ingrese a su casa apague las luces me fijé que todo este en orden sólo había sólo habia dejado un pequeño desorden de ropa en los placares, jajajaja. El baño desprolijo se tubo que bañar a las apuradas. Vi una tanga colgada en el sexto de ropa, inmediatamente la tome entre mis manos, lo observe en el refuerso estaba sus flujos vajinales y los lleve a mi nariz para olerlos mmmmmmmmm muy delicioso me excite mal mi pija se puso dura como un tronco; me la saque y le pase sobre esa mancha, dejándole mi líquido seminal. Más tarde me haría un picnic de pajas pensando en su aroma del perfume. Luego me fui al dormitorio todo tirado y había una bolsa con bordados con flores, sobre la cama, no podía creer cuando la abrí tenía todas sus prendas interior tanguitas y corpiños mi suerte se lo había olvidado. Me vino una gran excitación iba a conocer todas sus bombachitas, aparte gozaria cada prenda. Me hacía la película lo lindo que iba a pasarla esto 15 días. Como tambien revise cada centímetros de su hogar, tenías cada cosas lindas minifaldas shortres y trajecitos eróticos, consoladores en fin ella al parecer se masturbaba en sus tiempos libres, lo que no se porque sus prendas eróticas. Me preguntaba? Yo mismo si lo utilizaba para ocasiones especiales con algún hombre o mujer. Que incógnita!!! pero no me quería desviar de mis intenciones, de gozar masturbandome en estos días. Revisando tenía una tanga sucia, que al parecer llevaba más días, oculta y tirada en un rincón de unas de las habitaciones como era una chica muy ocupada en su trabajo en un descuido se le cayó sin darse cuenta, allí tenía el guarda zapatos y zapatillas, volviendo a la tanga sucia, la recojo del suelo y veo en el refuerzo tenía mancha de sangre y caca algún pedito se había escapado, mmmmmmmm no podía creer lo que encontraba ese primer día. Al siguiente día me mando otra selfy de su habitación desde las cataratas y preguntándome si me podía dirigir a su habitación porque me había olvidado una bolsa con bordados de flores. Yo haciendo como que no había ingresado a su habitación, le contesté que cuando valla a prenderle las luces a la tarde noche me fijaría!!! Á la noche le dije que había entrado a su habitación y le dije que si, le pregunté que quisiera que haga con la bolsa. Me contesta el mensaje, Ahhh!!¡ ? sonrojada me dijo que cabeza loca. Que con el apuro me había olvidado, pero que por favor la coloqué dentro del placard. Ok.. Bueno así lo haré. No imaginandose que yo ya lo había abierto jajajajaja. En una siesta me fui a su casa a sólo pasarla bien. Había pensado en sacar un traje erótico y sus prendas interior, recordándome en su cama, podía oler su rico perfume imprernado de sus olores corporales. Me vestí con un trajecito de enfermeríta, y con la bombachitas sucia en mis manos, me las refregaba mi pene sobre la bombachitas mmmmm que rico!!! Se sentía eyacular esa leche sobre la tanga, me acariciaba con la pollerita blanca con cruces Rojas, medias en red y una bombacita blanca imaginandome que ella se colocaba esas prendas tan sexis. Todos los días a la siesta y noche lo hacía. Me vacia con enormes eyaculaciones de leche, siempre pensando en ella. Revisando en un lugar muy oculto ella tenía un álbum de fotos en unas vacaciones de verano se había sacado en privado fotos de ella desnudas, semi nesduda y en tanga y corpiño. Mmmmmmm me puse a mil. Pasaron los día y yo la había pasado pasada regio. Espero le haya gustado. No se olviden de calificarme. Hasta pronto

Autor: JUANCHO72 Categoría: Fetichismo

Leer relato »

OLER BRAGAS DE VECINAS

2022-04-26


Sustraer ropa interior a vecinas. . Oler ropa interior: Buenas tardes queridos lectores de sexosintabues30 hoy quiero contarles este relato cuando inicie mi fetichismo de oler prendas interior femeninas. Una vez tenía una vecina llamada maria y me pidió un favor de cuidar su departamento por 15 días ya que se ausentaria por trabajo con su pareja. María era una señora de 28 años rubia muy bella de un cuerpo espectacular. Cuidar su departamento en su ausencia prenderle las luces para disimular que había gente durante el dia y noche por la inseguridad de dejar sola el domicilio. Debían tomar el avión a muy temprana horas de la mañana al parecer se quedan dormidos y me tocan el timbre para recibirle las llaves sólo saludaron y me enviaron un mensaje x teléfono las indicaciones y cuidados para su hogar y dusculpandose por lo rápido que tenían que irse así. Asique durante el dia iba y le ventilaba las habitaciones para que vean movimientos. El primer día vi el desorden que habían al quedarse dormido y salir apurados, al dirigirme al baño encontré una tanga azul muy bella y me llamo la curiosidad de mirarla note que al parecer estaba sucia y no había alcanzado de ponerla en el sexto de ropas para lavar. Me imaginaba eso. Se me dio por oler esa prenda y me causo una erección muy linda imaginandome su cuerpo de María que me dio por masturbar con esa tanga y le eyacularle sobre el refuerzo de la misma donde asienta la vulva vaginal de observe que tenía un polvo blanco y perfumado de algún producto que utilizaría para el cuidado de su higiene vaginal muy pulcra por cierto. Le deje mi semen sobre esa braga dejandola en el mismo lugar para no sospeche que yo la haya alzado. Desde ese día me hise esa manía y necesidad de observar y oler prendas femenina de manera tal que le revisaba sus placares para solo buscar toda ropa íntima y descubro que a María le gustaba tener sexo con juguetes y prendas disfraces sexuales. Le revise todos los lugares ropa sucias y limpias. Cada vez que ingresaba al departamento aparte de cuidar y ventilar me masturbaba incluso me acostaba en su cama matrimonial imaginandome que estaba con ella mmmmmmm super excitante y eyaculaba sobre sus prendas le dejaba a toda mi leche y al otro día las volvía a oler. Dejaba mi perfume seminal y mi marca eso me volvía cachondo. Así todos los día durante los 15 días y el día anterior de su regreso le deje todo en su lugar sin dejar huella sólo que las prendas estaban ya secas y con mi olor a semen. Que posible se coloque a su regreso. Bueno en otro relato le seguiré contando las cosas que hise respecto a ese fetiche que había iniciado sólo por ver su ropa íntima. Continuará en otros relatos

Autor: JUANCHO72 Categoría: Fetichismo

Leer relato »

SANDRA LA CAGONA

2022-04-13


Antes que nada el relato que os contare esta basado en hechos reales, se trata de como, nos conocimos Sandra y yo, pero por si acaso en esta historia de amor y fantasías sexuales tiene mucho que ver con scat, sexo duro, fiesta, alcohol, drogas, lamida de pies, y nunca había pasado por una experiencia como esta. Cuando nos conocimos Sandra tenia 20 años y yo 32 y de esto ya has pasado seis años, y hasta ahora tenemos una relación de pareja ó de novios por no decirlo así. He tenido unas cuantas parejas en mi vida, pero con ninguna tuve la confianza, como la tuve desde el primer día con Sandra hasta el día de hoy , jamás había visto tal cosa como ver a una chica joven de 20 años cagar en vivo y en directo oír como soltó dos estruendosos peditos, como salía su caca de su rico ano, como caía al WC, y salpicaba al agua , llenando el baño con un olor fuerte, esto fue para mi como algo normal y natural, tampoco sentí asco (seria por lo buena que estaba, al menos para mi gusto), lo que sentí en ese momento fue un poco de nerviosismo, excitación y morbo. Sandra es no muy alta, un poquito llenita, morena, cabellos largo y ondulado, tetas grandes, un rico, gordo, y durito trasero, por no decir bonito culo. Era el mes de mayo yo había tenido que viajar a la capital por motivos de trabajo, y da la casualidad que al día siguiente de mi estadía, era el cumpleaños de mi prima Sandy y habíamos quedado vía telefónica encontrarnos en una conocida discoteca para celebrar el cumpleaños, dicha discoteca se encontraba a mas ó menos tres cuadras del hotel donde me estaba hospedando. Aquel me encontraba en la habitación del hotel, me había quedado dormido casi toda la tarde, cuando me desperté, me duche, me cambie y baje hasta el lobby del hotel, en el salón de reuniones del hotel se desarrollaba una fiesta, entre un momento, me tome dos whisky con hielo, el ambiente se romántico, antes de retirarme a la discoteca donde me esperaban mis primas junto a Sandra, me fuí al baño de la sala de reuniones del hotel y aspire dos líneas de buena coca, luego me retire caminando a la disco. Al llegar al SPA DISCOTECA LOUNGE SAN ISIDRO, ya me estaban esperando, las chicas que estaban con sus parejas a excepción de Sandra, a Sandra la conocía pero solamente por el faceebok, mas no personalmente, la tenía agregada por ser amiga de mi prima menor. Esa noche Sandra esta puesto un jersey negro y se le veían unas tetas grandes, tenia puesto un pantalón tejano azul-celeste apretado, que le contorneaban las piernas y el culo, y unos zapatos de tacones negros abiertos, ya en la mesa salude a todos, nos miramos fijamente Sandra y yo, creo que en ese momento el gusto fue mutuo, ó hasta un flechazo instantáneo creo, me senté al lado de ella, conversamos, nos tomamos un par de tragos, nos fuimos conociendo, luego salimos a bailar y así varias veces salimos a la pista de baile, hasta que de un momento a otro la beso y Sandra correspondió a mis besos en su boquita, y ya mas adelante los besos eran cada vez mas apasionados, todos se dierón cuenta pero nadie decía nada, al cabo de unas horas todos empezaron a retirarse de la disco, incluso ,mis primas la invitarón a retirarse con ellas, en ese momento le susurro al oído que se quedara un rato mas conmigo y luego yo la acompañaría a su casa en un taxi y Sandrita acepto sin pensarlo, mis primas nos mirarón con una sonrisa sarcástica y mi prima se dirige Sandra diciendo ¡Amiga te quedas en buenas manos, y tu primo con cuidado ah! ¡no te preocupes prima! dije , pasando a retirarse y quedamos solos en la mesa Sandra y yo, nos tomamos un par de tragos mas y le dije: -cariño mio espérame un momento voy al baño- ya en el servicio aspire un par de líneas mas de coca salí del baño y nos tomamos un trago mas, salimos a bailar nuevamente y nos besamos apasionadamente, en ese momento Sandra me dice -te has metido coca ¿verdad?- yo me sonroje y no supe que decirle, y me vuelve a decir -no te hagas- invitame un par de rayitas para levantarme me siento un poco ebria, en ese momento le doy el sobre con coca, me sonrio, me beso y se fue al baño a meterse, cuando Sandrita salió del baño pasamos a retirarnos, de la discoteca, una vez fuera caminamos unos metros agarrados de la mano y en eso me dice -ay cari, necesito baño urgente- le dije que si queria orinar se sentara por ahí en medio de los autos, y Sandra me responde con una sonrisa un poco avergonzada, -es que me han entado ganas de hacer caca- es que -cuando me meto coca, me entran ganas de cagar- y vuelve a sonreir, con una cara de angustia, yo no supe que decir estab un poco alucinado por lo que ella me decía, y le dije entonces entra de nuevo a la disco, dile al segurata que te has olvidado algo y aprovechas el baño , ay amor no en ese baño no hay ni agua ni papel, yo tampoco cargo clinex en el bolso, me respondio, entonces sientate por ahí no mas y sonreí, ella me responde y que ¡voy a estar con el culo sucio! y hechamos una risas, entonce vamos al baño del hotel donde estoy hospedado dije, Sandra acepto, diciéndome ¿pero estas por aquí cerca? si estoy a cuadra y media dije estoy en el HOTEL LA PRINCESA, que esta aquí cerca dije, en el fondo queria llevarla al hotel porque estaba seguro que terminaríamos haciendo el amor avanzamos casi una cuadra entre abrazados y agarrados de la mano ya casi como una pareja de novios, en el trayecto aspiramos un par de líneas de coca cada uno, ya estamos aquí le dije ese edifício es el hotel, -oh que chulada de hotel dijo- ay amor es que ya no aguanto -la cabeza de tortuga la tengo en la punta del culo- dijo entre risa, nos reímos y nos besamos con lengua. -papi vamos rápido que ya me kkkkgo- dijo con una sonrisa cachonda.. Cuando por fin llegamos al hotel subimos a la habitación , como el suelo era de alfombra nos quitamos los zapatos yo me quedo en calcetines y Sandra descalza le vi unos pies hermosos bien cuidaditos tenia las uñas de las manos y de los pies pintadas de negro con brillo, el cual le hacia mas sexy y me puso super cachondo a mil por hora, se quito el jersey y se quedo en camiseta, le pude ver un hermoso tatuaje en la cintura, un pequeño trival, en fin en ese momento Sandrita entra al baño de la habitación, pero no cerro del todo la puerta, no pude aguantarme mas y entre , ¡no mires, sal por favor, no me gusta que me miren cuando hago mis necesidades, y me fije que estaba con una tanga celeste que me puso a mil por hora, sal por favor, me cortas el rollo! pero yo de espaldas hacia ella, en el lava cara, no te estoy mirando solo me enjuago los dientes y salgo le dije, en ese momento me lie un porro de marihuana, mientras ella seguia sentada en el inodoro , en ese momento Sandra soltó un sonoro pedo, seguido de un buen chorro de orines y un fuerte olor entre pedo y excremento inundó el cuarto de baño, se pudo escuchar como se habría su ano expulsando sus heces ó caca como quieran llamarlo, que salpicaba con el agua del WC , encendí el porro para contrarrestar el olor a mierda , Sandra continuaba sentada, le pase el porro y ella fumo tres jaladas y me lo vuelve a pasar, al fin acepto que la vea sentada en el WC haciendo caca, ya casi en confianza, le pregunto ¿alguno de tus ex te ha visto alguna vez cagando así como estoy ahora?, me dijo que no porque con ninguno de sus ex había convivido, y cuando quería ocuparse no estaba o tenían discreción, tu eres el primero y el único, y soltamos risas, en ese momento arranca un trazo de papel higuienico y empieza a limpiarse el culo, mientras yo exicitadisimo , nervioso, no supe que decir, ni que hacer. Yo estaba alucinado,hasta que ya no pude mas y le dije ¡amor dame el gusto y el placer de yo mismo limpiar ese culo cagón no quiso caya cochino, me decía, le daba un poco de corte, hasta que acepto, se puso de pie, se agacho con las manos en las rodillas y pude observar una buena cantidad de caca suelta dentro del WC incluso las paredes del inodoro estaban manchadas de caca, cojo un trozo de papel y empiezo a limpiarle el ano, con una mano le habría el culaso y con la otra le limpiaba, el papel salia sucio de mierda, y así 4 ó 5 veces mas hasta que su ano quedo limpito, tire de la cadena y paso todo, tuve que pasar la escobilla para limpiar el WC su ano abiertito quedo y grande fue mi curiosidad que le pregunte ¿alguna vez te lo han hecho por el culo?, ella me miro se sonríe y me dice si pero solo 3 veces con mi pero no se nada de el hace un año, pero me enamore del me dijo, cuentame como fue tu primera vez por atraz le pregunte, y me dice : -perdí mi virginidad por el culo a los 18 años, estube con el desde los 17 años me comento, pero me dolio muchisimo, por que la tenia grande, me daba miedo hacerlo por ahí, porque me haria daño, pero caí , me saco sangre, mientras yo le hacia un beso negro, ella disfrutaba aunque su ano todabia emanaba un olorcito a caca, cuando lo hicimos por primera vez por ahí, me la metio en seco, que no pude sentar en tres días y para cagar me dolía horrible, y soltamos risas, que loca le dije, cuando sentí su ano dilatado le introduzco mi dedo a lo que Sandra me rechazo no no dijo, cuando mi pareja este en serio conmigo recien le doy el culo me respondio, cuando salimos del baño nos desnudamos por completo y a la altura del cuello le pude lver que tenia tatuado el nombre de un hombre pero no dije nada, como si no lo vi, terminamos haciendo el amor bien rico, hicimos el amor tres veces amos llegamos al clímax, le bese, le comí, y chiupe sus lindos pies, empeze a oler su tanga celeste, Sandra envio un mensaje a su madre diciendole que estaba con Sandy en su casa y que ya era tarde y le daba miedo irse sola -como engañas a tu madre le dije- para que no se preocupe me respondio, la madre era joven de 42 años y Sandra es la segunda de dos hermanas mas, teniamos una botella de whisky, toamos y nos metiamos coca hasta que nos dieron casi el medio día, fumamos un poco de marihuana para que nos pase el colocón que llevamos, asi que nos duchamos Sandra completamente desnuda se puso a orinar mientras yo me terminaba de duchar y nuevamente hizo caca, pero esta vez ella se limpio sola, nos cambiamos y salimos a comer eran com las tres de la tarde ya en el restaurant nos sentamos frente a frente en una mesa Sandra se quito los zapatos y empezó a frotar sus pies por mis piernas yo esta en pantalón corto sentíamos que la gente nos miraba por lo cachondo estábamos, cuando terminamos de comer cogimos un taxi y la lleve a su casa quedamos en vernos al día siguiente día porque queria quedar bien con su madre porque no había llegado a casa casi un día entero, no hay problema porque yo todavia estaré unos días mas por aquí. Asi fue nuestra historia de amor y pasión real, espero que les haya gustado, luego les contare lo que paso despues...

Autor: LUIS Categoría: Fetichismo

Leer relato »

Me hizo beber sus meados

2022-03-26


Andaba caminando por la noche en la calle cerca de llegar a mi cas ay un vagabundo me dijo se ve que te gusta la puja verdad putita yo se me altero el corazón. Como supo que me gustaba la polla. La verdad que me veo másculino. El caso es que se saco la verga y al ver que me relamia los mewfo me dijo ven putita quiero que bebas mis meados de la manguera y como si soy bien puta me arrodille y me los bebí todos. Desde entonces he vuelto a pasar pero no lo he vuelto a ver a mi vagabundo que me hizo su puta.

Autor: Daniel vatoputa Categoría: Fetichismo

Leer relato »

Magui Paga el Precio Parte 1

2022-03-14


Magui es una chica educada de 10 añitos, pelo corto castaño, ojos color miel y un oscuro secreto: le excita mostrarse en Instagram. Cada vez que puede se pone una tanga y se la alza lo más arriba posible, hasta que su ojete cerrado esté completamente pegado a la tela, marcando sus gorditas y carnosas nalgas, todo para exhibir su pequeño cuerpecito en las redes sociales. Ella es muy joven como para tener tetas, pues solo tiene dos pezoncitos duros en un pecho plano, pero a ella no le importa, pues sabe que lo que más hace calentar a sus seguidores es su culito de escuelita. Lo sabe por todos los comentarios que recibe. "Que culo, mamita!" "Como te rompería el ojete, nena!" "Ese orto debe pasar comiendo verga!" Ella sabía que aunque quisieran, ningún hombre podría ponerle un dedo encima. No  se atreverían, y eso es lo que más le excitaba. El sentirse una fruta prohibida, una meta inalcanzable, un deseo pecaminoso con consecuencias voraces. Un día, dicho sentimiento le dio más confianza de lo normal y decidió ir a un bar cerca de su casa a las 20 horas, diciéndole antes a su madre que se iba a quedar a dormir en la casa de una amiga. Esa noche iba vestida con una pollerita rosada que apenas le tapaba el culito y un buzito finito de Frozen sin mangas el cual casi era penetrado por sus pezoncitos. Entró al bar, el cual era oscuro y polvoroso, repleto de hombres cuarentones y se sentó en la barra. Le dijo al barman que iba a esperar a su papi ahí sentada sin hacer nada. De inmediato todos los hombres allí comenzaron a mirarla, alguno incluso masajeandose la entrepierna. Muchos intentaron acercarse a ella, diciéndole que era una niña muy bonita y dándole monedas mientras ella les sonreía con inocencia. Entre la conversación un hombre le preguntó a Magui que le gustaba hacer, a lo que ella respondió que le gustaba bailar. Fue ahí cuando el barman puso música y todos los hombres del bar la animaron a que bailara arriba de la barra. Ella obedeció y comenzó a moverse lentamente, tocándose el pecho con ambas manos mientras meneaba el culito que cada vez se dejaba ver más por debajo de su falda. De repente ella noto que varios hombres se habían quitado sus vergas y se empezaron a pajear mientras la veían bailar, expulsando chorros de leche cada vez que podían. Decir que Magui estaba excitada después de ver eso es decir poco: Su boca se desbordaba de baba, sus pezones estaban más duros que nunca, su conchita babeaba a más no poder e incluso su ano se dilataba con cada meneo que hacía. Al terminar la canción, Magui se sentía satisfecha con su pequeña travesura y estaba lista para volver a casa... Pero la puerta del bar estaba cerrada... Todos los hombres estaban con la verga dura y parada... viéndola... Y mientras se acercaban y la iban desnudando.... Ella pensó para si misma... "Tal vez no fue buena idea venir aquí en primer lugar"...

Autor: Magui Plus Categoría: Fetichismo

Leer relato »

Mi quiero culiar a mi mamá

2021-12-01


Buenas tengo 16 años y mi madre 41,ella es bonita gordita no tiene mucho culo pero lo compensa con sus grandes tetas. Tiene una vagina bonita y peludita y me encanta oler sus calzones manchados de orina y fluidos los llegué a lamer en varias ocasiones hasta dejarlos limpios y además de poder eyacular sobre ellos. Me encantaría coger con ella lamer su ano escupir en este,tocar y meter mi pene dentro y que ella me lo chupe,escupe y que ella me orine lo deseo desde hace ya casi 4 años.

Autor: Sebastían R. Categoría: Fetichismo

Leer relato »

Nuestra historia, el sexo y el placer nos unen cada vez más

2021-11-01


Hace algo más de cuatro años que nos conocemos, y desde el principio de nuestra relación, el morbo, el sexo, la lenceria y el crossdressing, el nudismo, el vicio y el porno, es nuestro día a día. Mi novia travesti siempre está vestida de mujer en casa y convertida en una auténtica puta y yo la trato como tal. De hecho es toda una mujer, que es lo que quiere ser. Y la verdad es que es casi lo que más me gusta de él/ella… el poder tener esa dualidad hombre/mujer para mí, porque es mi puta particular, y a las dos nos encanta, porque en el fondo yo también lo soy, soy otra puta, siempre lo he sido, me apasiona el sexo y me paso el día cachonda y empapada, y si puedo pasarmelo follando, mejor. Siempre he sido muy libertina y exhibicionista. Somos tal para cual. Almas gemelas al 100%. Estábamos predestinadas a encontrarnos y a estar juntas. Hace ya bastantes años, tuve un novio que se vestía también de mujer y con quién tenía una relación puramente sexual, y me encantaba, pero acabó dejándome por otro tío al que se follaba sin yo saberlo. Pero se que mi putita sólo me quiere a mi y yo solo la quiero a ella. Lo demás son rollos sin más, amantes incluidas, porque tenemos una amante que compartimos y que nos follamos juntas y disfrutamos un montón cuando hacemos tríos. Cuando nos conocimos, trabajábamos juntas en la misma empresa y lo veía como un hombre, pero cuando empezamos a liarnos y descubrir lo mujer que era, y después de siete u ocho meses jugando y follando en hoteles como lesbianas, me invitó a pasar un fin de semana a su casa, y se convirtió en un fin de semana totalmente sexual. Lo hacíamos a cada rato en todas partes de la casa, follábamos cuatro y cinco veces cada día y no salimos de su casa en todo el fin de semana. Un maratón sexual que disfrutamos enormemente. Follabamos sin parar, nos vestíamos como putas y nos maquillábamos como zorras, y al rato ya estábamos otra vez follando en el salón, en la cocina, en el baño, en la ducha, en el pasillo, en la cama… por todos lados. Le encanta que sea yo quien la feminize y que luego la folle con el arnes, que le diga toda clase de guarradas y burradas, que sea el sexo más duro y guarro posible, y a las dos nos encanta así, lo reconozco. A mi me encanta que lo haga igual cuando me lo hace ella y me apasiona cuando me folla analmente. Además, tenemos una televisión sólo para ver porno y se pasa encendida casi todo el tiempo, a las dos nos encanta y nos excita mucho. Después de estar unos meses de su casa a la mía y viceversa, además de a hoteles, tomamos la decisión de irnos de la empresa y vivir juntas. Vendimos las dos casas y compramos un chalet mucho más grande y fuera de la ciudad. Está a casi 50 kilómetros y estamos en mitad del campo, lo cual nos da una libertad y una intimidad fenomenal para nuestras pasiones más carnales que ponemos en práctica cada día y casi cada hora de las 24 horas del día. Si no estamos en lencería, estamos completamente desnudas, pero siempre con medias y tacones, como mínimo. La verdad es que la ropa, nos dura puesta muy poco... Nos encanta hacer sexo al aire libre, en nuestro jardin y en la piscina. Pasear desnudas y en tanga, y nos encanta grabarnos follando y fotografiarnos desnudas y en lencería con nuestros ligueros y luego vernos mientras nos masturbamos. Tenemos una colección brutal de material porno nuestro, pero es sólo para nuestro disfrute, y para el de alguna amiga que viene de vez en cuando a nuestra casa y que ya es nuestra amante fija. Normalmente en verano, en nuestra piscina tomamos el sol siempre desnudas, y habitualmente estamos cachondas como perras deseando follar o masturbarnos para corrernos gritando de placer, cosa que muchas veces sucede ahí mismo. Igualmente tenemos localizadas varias playas nudistas y desiertas donde sabemos que podemos follar ahí mismo y bastantes veces vamos a ellas A veces mi putita se pone sus pequeños bikinis tanga en casa y en las playas nudistas. Si son pequeños en el tanga, en los sujetadores lo son aún más, y le encanta pasearse con ellos en topless, y exhibiendo su culo de guarra con esas pequeñas tetas naturales que tan bien acogen sus sujetadores y que sé que le gustaría que fueran más grandes. Y yo la verdad, es que disfruto viéndola con el bikini puesto. y con las marcas en el culo y en sus tetas. Me gusta mucho y llego a masturbarme pensando en ello. Me excita mucho esa visión de su cuerpo desnudo de mujer con las marcas del bikini minúsculo... A veces, paseando en lencería en casa, acabamos así en la piscina. Nos da especial morbo nadar así y salir con todo mojado y transparentandose más de lo que suele transparentar. Incluso a veces hemos estropeado más de unos tacones de esa forma… nos excita mucho bañarnos así. De vez en cuando también hacemos salidas nocturnas las dos juntas. Nos vestimos muy sexy y disfrutamos de salir juntas vestidas con nuestra ropa provocativa y de nuestra lencería. Solemos hacerlo no muy lejos de nuestra casa, pero estar así en la calle, pasearnos casi enseñándolo todo, nos provoca especial morbo, aunque no haya mucha gente en los alrededores, es lo de menos, aunque a veces nos gustará que nos viese alguien. Nos hemos introducido en la bisexualidad. Me atraen mucho las mujeres y a la puta de mi novia travesti le gustan las pollas, Me vuelvo loca cuando me como el coño y las tetas de una tía, mientras nos morreamos, pero sobre todo me encanta verla a ella comerle la polla a un tío y que luego se la folle y la reviente como la zorra que és. Me quedo mirándola disfrutar y me corro casi sin tocarme solo mirándola. Las dos disfrutamos muchísimo. Y cuando organizamos alguna orgía en nuestro sitio privado ahora participamos siempre juntas. De vez en cuando hacemos sesiones de lo que nosotros llamamos “sadosex”, donde una es sumisa y la otra dominante, y por juegos de dominación y sumisión, acabamos teniendo sexo sujetas, con esposas o cuerdas y vendadas, pero con un placer tremendo mientras podemos azotarnos, ponernos pinzas, usar consoladores y vibradores y cosas así, pero con poco dolor placentero y en ningún momento violencia. Una vez yo hago de sumisa y ella de dominante, y a la siguiente, cambiamos los roles y hago con ella lo que me apetece, y lo disfrutamos enormemente. Hace poco, hemos montado un club liberal “clandestino” de lujo. Al que sólo se accede por invitación expresa y con unas reglas muy específicas. Está en un lugar apartado y para nada se sabe lo que es desde fuera. Lo llevamos entre los dos y ya hemos organizado alguna mega orgía y nos encanta. Somos así y no podemos, ni queremos, remediarlo. Más bien todo lo contrario. Siempre buscando formas de tener placer y de innovar en todos los sentidos sexuales como las dos putas que realmente somos, y que nos encanta ser. Buscando siempre el placer y el disfrute de nuestros cuerpos, y de otros.

Autor: ByL Categoría: Fetichismo

Leer relato »

Percepción de un mirón rerpimido

2021-10-29


? Todos han oído historias de mirones, mani-largos y pervertidos, pero nadie conoce uno. Pues aquí hay uno. Soy yo. ?. ©Stregoika 2021 No quiero que esta historia parezca inocente, ni tierna. No lo es. Lo advierto porque voy a contarles cómo a los 12 años escribí sobre una cartulina del tamaño de una ficha bibliogŕafica una declaración de amor y se la envié a una niña llamada Pilar, a través de su mejor amiga. Pero yo era hijo de una mujer mucho mayor que el promedio de madres de los niños de mi edad. Algunos chicos creían que era mi abuela. Eso influyó de modo desastroso en mi desarrollo social y psicológico. Fui educado como si fueran los años 60 cuando ya eran los 80. Además, era gordo y en general mi aspecto era más infantil que lo que podía verse como apariencia general de los niños de mi edad. Y para colmo, en algunas áreas era sobresaliente, excepto en cualquier cosa que requiriera motricidad gruesa. Muy hábil en arte y nulo en deportes. La cereza que adornare el pastel era que mi familia era enteramente disfuncional, narcisista hasta el tuétano, y en ella yo ocupaba el puesto de la mascota. Y yo era asocial a morir. Todavía lo soy. ¿Cómo demonios esperaba que una de las niñas más bonitas de grado séptimo quisiera ser mi novia? Pues porque cuando estábamos reunidos los cuatro o cinco amigos, yo decía muchas estupideces y ella reía hasta partirse en dos. Pero una vez leyó la tonta carta, cambió del cielo a la tierra conmigo. Dejó de hablarme y cuando me veía por ahí, me miraba de arriba a abajo y se reía. Su propia amiga, con quien envié la nota, me compadecía. Para mí fue tan duro que dejé de hacer chistes y mi presencia pasó de ser la de un bufón a la de un fantasma taciturno. Ese fue mi primer amor. A los catorce años, todo empeoró, pues sea lo que fuere que se desata en la química cerebral para que uno enferme de depresión, se desató en mí y sí que menos tuve oportunidad de ‘ligar’. Bueno, creo que fue por eso, pero también por feo, gordo y asocial, porque ahora que lo considero, hay muchos deprimidos muy amados por la gente. Pero no yo. Seguí enamorándome como idiota por años, de Marisol, de Liliana, de Ana… Pero de ellas obtenía una corta gama de reacciones, como la demostración de la repugnancia que les hacía sentir la idea, la burla al estilo de Pilar, o la tranquila condescendencia. Esa última sí que dolía, más que las otras dos. Tuve un descaso de varios años sin que mis hormonas me desgraciaran la vida, pero no por que yo las controlara sino porque vivía en aislamiento. Como ahora. Fue hasta que estuve en la universidad que tuve otro episodio de confirmación de que yo no era una criatura apta para ser aceptada. Para empeorar el conjunto de condiciones que hizo difícil mi vida de colegial, mi vida universitaria estuvo atrofiada porque ingresé a los 22 años, cuando el promedio son los 17. Entré a la edad de los que salían. Era un vejestorio. Pero aún así me enamoré de Julieth, que resultó ser una psicópata. ¿Alguien se ha enamorado de una psicópata? No se lo deseo a nadie. Los psicópatas no tienen en absoluto el don de la empatía ni son conscientes de otros seres humanos. No tienen la capacidad de sentir culpa ni responsabilidad por las consecuencias de sus actos. Una mujer promedio goza de ver a un hombre sufrir enamorado y detrás de ella, pero igual tiene un límite, por lejano que parezca. Mis propias compañeras me explicaron eso. Pero una psicópata puede empujar a un hombre al suicidio cómodamente, incitarlo explícitamente y hacerles creer a los demás que él está loco. ¿Lindo, no? A los 28 años tuve la peor traga de mi vida, pues me enamoré de una profesora (que tenía mi misma edad, qué chimba ¿no? ¿Así, o más arrastrado?) de la universidad. La estupidez típica del enamoramiento me llevó a tener el valor de dedicarle una canción, tocada y cantada por mí mismo, en un balcón de uno de los edificios de la universidad. La ventaja para mí fue que no esperaba nada. Había reducido mis expectativas a mí mismo, y lo único que quería era ser capaz de hacerlo, y lo hice. De ella no esperaba nada. Al fin me brotaba un poco de lucidez. Pero imagino que quieren saber cómo reaccionó ella. Se los diré: Fue toda una dama. Dolorosa condescendencia. Y yo seguía virgen. Al poco tuve una novia, llamada Sonia. Al principio no me interesaba, pero decidí hacer el esfuerzo de aceptarla. Era de cabello corto, piel morena y de tetas casi inexistentes. A mí me enloquecían las mujeres blancas y mechudas. Creo que la vida quería burlarse de mí. Pero Sonia tenía un cuerpo muy esbelto y un culo al que me volví adicto. Ella era parecida a mí, provenía también de una familia narcisista y era asocial y sensible. Pero con el tiempo se aburrió de su propia forma de ser y se obsesionó con volverse una chica estándar. Lo logró y en su nuevo esquema yo no cabía. Yo, no iba a cambiar nunca, pues el mundo está enfermo y adaptarse a él es volverse parte de la enfermedad. Hay más dignidad en ser un inadaptado. Pude disfrutar, con ciertas pero tolerables limitaciones, del sexo con Sonia por un par de años. Luego de la ruptura volví a mi típica vida de castidad. A los 32, ya licenciado y ejerciendo, me reencontré con una vieja compañera de universidad, Jeimy, que me gustaba montones. Pero yo había sido un rarito, asocial y anacrónico (más viejo que el promedio) dondequiera que fuera, y no le llegaba a los talones a ella. Me animé a invitarla a salir —arriesgando mi propio corazón, que no aguantaba una fisura más—, porque me enteré que ella había terminado con su novio. Su rechazo cortés y condescendiente fue el más brutal de todos, aún cuando yo ni siquiera estaba enamorado. Esa noche me embriagué solo en mi habitación y me acabé una cajetilla de cigarrillos, cuando creía que había dejado ya ese vicio. Pero eso no fue lo peor: Escribí poemas. Los únicos poemas que escribí en mi vida, y que nunca pensé lograr. Eran oscuros como la nada y cortantes como un bisturí oxidado. Versos suicidas que alababan la sangre derramada por la propia mano, el dolor, la soledad y a la nada. No obstante no volví a escribir poesía porque me di cuenta que, para que quedara así de buena, debía yo estar en semejante estado, al borde del suicidio. Además, meses después eliminé los poemas y no dejé rastro de ellos. Sólo recuerdo ahora una línea en particular: ?? ??????? ?? ?? ??? ????? ?? ????? ??? ????? ????́ ?????. Lo que no pude eliminar fue la depresión en que quedé. El desprecio de Jeimy fue aniquilador. Jamás volví a mover un músculo para, ni a pensar si quiera por error ni por un instante en cambiar la realidad de mi soledad. Me encerré en mi mismo como un caracol en su concha y empecé paulatinamente a acumular odio por los seres humanos. Por eso digo que este relato no es tierno ni melancólico, sino oscuro. Ahora les voy a contar en qué me he convertido, después de 7 años de lo de Jeimy. Van dos años de supuesta pandemia (la primera). Pareciera que mi opinión, dada cientos y cientos de veces desde los 14 hasta los 32 años de edad, de que la raza humana debiera ser diezmada o sino desaparecida; hubiese sido tenida en cuenta. Para esta época, yo soy un mirón consagrado. Aquello en lo que nunca imaginé de joven que me convertiría, ni lo deseé. Nadie desea eso. Y, también por esta época, ocurre un fenómeno muy importante en la población. Los sociólogos no hablan de eso, pues están demasiado ocupados con la crisis sanitaria. Pero yo sí lo noté: Las nenas perdieron el pudor completamente. Yo, como mirón, en los últimos tiempos pre-pandeḿicos, puedo dar fe que ver chicas con faldas cortas o cualquier prenda reveladora era todo un acontecimiento. Y ver un ??????? era como ganar la lotería. Y para 2021, después de un ascenso tan gradual que fue imperceptible, las nenas son tan guarras que la excepción se volvió la regla. Puedo salir dos veces al día y no fallar en deleitarme con uno o varios ???????. Las nenas no tienen la menor reserva ya en usar faldas absurdamente cortas o insinuantes transparencias. Supongo que viven en un mundo idealizado en el que, por ridícula que sea esa lógica, pueden provocar y es responsabilidad de los hombres el no dejarse provocar. Hasta una gran parte de los hombres viven en dicha fantasía, y pueden pasar frente a una adolescente en minifalda y sentada despatrarrada en un escalón, y ni se inmutan. En esa realidad pre-fabricada, los hombres como yo no deben existir y si dan indicios de presencia, serán rechazados y sancionados terriblemente. ¡Pero los reprimidos, rabo-verdes, arrechos, pervertidos, mirones y mani-largos sí existimos! ¡Aquí estoy escribiendo este relato! Si hay una adolescente despatarrada sentada en minifalda en un escalón ¡yo me paro en frente a mirarla, y lubrico y tengo una erección ahí parado! Si va una morra en ??????? transparente y se le ve la tanga ¡me le voy detrás! Llevo una semana de ser tan tentado por esta ola de mostronas sin precedentes… ¡Ayer había una gordita de cara hermosa andando con la mini-falda subida a media media nalga y un hombre iba detrás de ella (se puso a andar al pie mío) abrazando a su hijo y diciéndole «mire ese culo, mírelo bien hijo porque es gratis»! Y yo venía de estar sentado en un escalón con tortículis de tanto ver una bella mujer mal sentada, y tratando yo de descifrar si ella traía calzones transparentes o del color de su piel o… ¡no traía! Hasta escribí un relato después de un desternillante ??????? pre-adolescente: [enlace]. Creí que era algo especial y que volvería a ver algo así solo en sueños, por eso escribí el relato. Pero me equivoqué. ¡Sigo viendo morras apabullantemente provocadoras e insinuantes, ???????, micro-faldas, transparencias y ?ℎ???? a media nalga CADA DÍA! Abundan las morras que tienen que bajarse la falda a cada paso, literalmente, porque se les sube y muestran el culo. Repito: literalmente. Vi una pareja de jóvenes, de máximo 15 años, ambos. Ella iba mostrando todo el trasero con su micro-falda de mezclilla, vieron que yo iba detrás babeando y él empezó a jugar: ¡A subírsela más! ¿Qué le pasa a este mundo? Sé que quienes lean en Europa pensarán que descubrí que el agua moja. O quienes lean desde partes calientes de mi propio país. Pero aquí no era así, y me he gastado horas escribiendo la larga introducción a este relato precisamente intentando que lo que les cuento lo vean con MIS OJOS. Los ojos de un reprimido, que insisto, sí existimos. No somos como los ??????, las brujas o los demonios, que todos hablan de ellos pero nadie sabe si existen o no. Todos hablan de ellos pero nadie conoce uno. Todos han oído historias de mirones, mani-largos y pervertidos, pero nadie conoce uno. Pues aquí hay uno. Soy yo. Hoy vi una morra de máximo 14 años; con sus blancas piernas de patinadora completamente peladas. Usaba un short ultra corto… mierda, esta ciudad no es fría, es HELADA. ¿Cómo salen así? Bueno, yo feliz, en principio. Rico mirar. Por mí, que salgan empelotas. Pero esta morra en específico me puso tan ansioso que he sentido por primera vez en mi vida que odio las mujeres. Me le fui detrás para verla (se le veían muy bien las nalgas) y en cierto punto se dio cuenta que la seguía. ????????? se avecina (a menos que haya cuarentena, y aquí está la gente más borrega del mundo), y esa es una fecha especial en que a la sensualidad se le puede agregar un orden de magnitud. Vaya expectativas. Para terminar, repetiré algo que ya he dicho en relatos: Sé que hay puticas así de jóvenes y bonitas, pero yo ni en sueños podría pagar una. Pero hay dos cosas que me calman. Una es la paja, y la otra, que me descarga como no imaginan, es escribir y ser leído. Saludos. Mis otros relatos en esta página https://www.google.com/search?channel=fs&client=ubuntu&q=relatoeroticosintabu.xyz+stregoika

Autor: Stregoika Categoría: Fetichismo

Leer relato »

¡PRUEBA LA NUEVA WEB: EROTISMOSINTABÚ!




Todo relacionado con: relatos fetichistas, reales, gratis